Buscar
  • Trajetória Consultoria

IMPACTO COMERCIAL DEL CORONAVÍRUS

Atualizado: Abr 15

Análisis empresarial y estudio de la cadena de suministro debido al brote de coronavirus

Acesse notícia da Trajetória nos veículos de comunicação:


Channel360º

Ai5 Comunicação

Central das Noticias

Cbn Curitiba


Resumen ejecutivo

El propósito de este informe es ayudar a las empresas vinculadas a las regiones afectadas por el nuevo coronavirus y evaluar los posibles impactos en sus negocios y cadenas de suministro, y en la economía en general. Este informe fue desarrollado por el equipo de economistas y expertos en análisis de Dun & bradstreet e incluye datos, ideas y recomendaciones a corto plazo para empresas que buscan mitigar riesgos y la interrupción de sus cadenas de suministro como resultado de este devastador brote.


Hallazgos clave


• Desde el 23 de enero de 2020, el nuevo brote de coronavirus, que comenzó en la provincia de Wuhan, Hubei, un importante centro comercial e industrial de China, se ha extendido rápidamente por la región con el mayor impacto en la provincia afectada inicial, junto con 18 provincias adicionales.


• Los cierres de negocios en la región impuestos por el Gobierno han impactado severamente la economía china y están afectando a las empresas globales con operaciones o proveedores en la región.


• Los datos de Dun & Bradstreet indican que las provincias más afectadas representan más del 90% de todos los negocios activos en China ( al rededor de 50,000 negocios son sucursales y filiales de empresas extranjeras). Las provincias de Guangdong, Jiangsu, Zhejiang, Beijing y Shandong representan el 50% del empleo total y el 48% del volumen total de ventas para la economía de China.


• Al menos 51,000 (163 Fortune 1000) empresas en todo el mundo tienen uno o más proveedores directos o proveedores nivel 1 en la región afectada, y al menos cinco millones de empresas en el mundo (938 de las cuales están listadas en Fortune 1000) tienen uno o más proveedores nivel 2 en la región afectada.


• Los cinco sectores principales, que representan más del 80% de las empresas dentro de las provincias afectadas, incluyen servicios (personales y comerciales), comercio mayorista, manufactura, venta minorista y servicios financieros. Entre ellos, los sectores de servicios, ventas al por mayor y manufactura representan aproximadamente el 65% de las empresas en la región afectada.


• Aunque tal vez sea demasiado pronto para definir el impacto exacto que tendrá el brote de coronavirus en los negocios y la economía global, en términos generales, las pandemias anteriores han servido como parámetro para desarrollar una evaluación de las condiciones económicas de la región a corto y mediano plazo que puede usarse para medir el nivel de riesgo y el impacto potencial en sus operaciones.


¿Cómo puede ayudar CIAL Dun & Bradstreet?


CIAL Dun & Bradstreet, el líder en información comercial en América Latina, permite a las empresas de todo el mundo mejorar su desempeño empresarial. La nube de datos de Dun & Bradstreet contiene más de 355 millones de entidades comerciales, incluyendo más de 200 millones de negocios activos en todo el mundo. Esto ayuda a impulsar soluciones y ofrecer información que permite a cualquier negocio acelerar sus ingresos, reducir sus costos, mitigar riesgos y mejorar su desempeño. Los datos, análisis y conocimientos profundos de sobre cadenas de suministro que ofrece CIAL Dun & Bradstreet permiten a las empresas evaluar y autenticar proveedores directos y proveedores secundarios, y ayudan a las empresas a comprender mejor sus vínculos corporativos para otrabajar con transparencia obteniendo un conocimiento profundo de los niveles de riesgo que podrían representar sus proveedores. Podemos también ayudar a evaluar y monitorear continuamente a los proveedores e identificar otras alternativas si fuera necesario.


Visión general


El 30 de enero de 2020, la Organización Mundial de la Salud declaró que el brote de coronavirus de diseminación rápida era una emergencia de salud mundial. Junto con los efectos devastadores en la vida humana, el brote ya está teniendo un impacto local considerable en el empleo, la salud empresarial y las operaciones de la cadena de suministro, con implicaciones crecientes para las operaciones comerciales y las cadenas de suministro a nivel mundial.


Gracias a los datos sobre cadenas de suministro y análisis patentado de Dun & Bradstreet, el presente informe proporciona una evaluación exhaustiva del panorama empresarial en las regiones afectadas, incluyendo cómo las relaciones internacionales de las empresas a través de empresas vinculadas entre sí están afectando las cadenas de suministro en todo el mundo. Este informe además analiza los efectos que el brote podría tener sobre la comunidad empresarial regional, las cadenas de suministro internacionales de las que forman parte y la economía a nivel local e internacional.


La hipótesis que sostiene el artículo es que una parte importante del empleo y las ventas de China emana de los negocios dentro de la región afectada y tienen vínculos intrincados con la red comercial global. Con el impacto del brote en la economía china, que representa aproximadamente el 20% del Producto Interno Bruto (PIB) global*, el efecto en cascada podría causar un arrastre de aproximadamente un punto porcentual en el crecimiento del PIB mundial si la contención no se logra a más tardar en el verano de 2020.


Metodología del análisis


Con base en el análisis realizado aplicando la Nube de Datos de Dun & Bradstreet, la empresa se centró en la región más afectada para emitir el presente informe, concentrándose en las 19 provincias que reportaron 100 o más casos confirmados del virus al 5 de febrero de 2020.



Dun & Bradstreet además exploró varias subsecciones de sus datos específicos de Hubei, zona cero del brote, y las 18 provincias restantes que conforman la región afectada para obtener una muestra de datos suficientemente representativa que permita obtener una comprensión significativa de la situación en desarrollo. Estos factores incluyeron la distribución de negocios dentro de la región afectada, las ventas anuales, el empleo, la cadena de suministro y las conexiones de vinculación. Con base en las proyecciones de ventas de la nube de datos de Dun & Bradstreet,

y extrayendo inferencias de brotes anteriores, el análisis además proporciona una evaluación basada en escenarios de las condiciones económicas proyectadas para la región a corto y mediano plazo.


Mapa 1: Provincias con más de 100 casos confirmados y porcentaje de todas las empresas chinas afectadas

FUENTE: Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


El objetivo final de CIAL Dun & Bradstreet es proporcionar a los negocios actualizaciones comerciales significativas de la situación y equiparlos con información práctica sobre sus vínculos con otras empresas, su cadena de suministro y sus socios comerciales (a nivel local y mundial) que podrían verse afectados por el brote. Esta información le permitirá gestionar sus procesos comerciales, proactiva y reactivamente, para mitigar posibles riesgos futuros.


Panorama empresarial


Nuestros datos muestran que cerca del 90% de todas las empresas activas en China se encuentran en la región afectada (19 provincias como puede observarse en el Mapa 1).


Aproximadamente el 70% de las empresas en la región afectada son microempresas (aquellas con menos de 10 empleados), el 19% son pequeñas empresas (aquellas con menos de 100 empleados) y el resto son empresas más grandes (con 100 o más empleados). Las interrupciones causadas por los cierres forzados por el gobierno a raíz del brote creciente podrían tener implicaciones adversas para estas empresas, en ausencia de medidas específicas que pudieran tomarse para compensar las dificultades económicas como resultado de esta crisis.


Las provincias afectadas controlan la mayoría del volumen del empleo y las ventas (casi el 90%) de todas las empresas ubicadas en China. En la gráfica 1 se muestran las cinco provincias con el mayor porcentaje de empleo: Guangdong, Jiangsu, Zhejiang, Beijing y Shandong, que representan el 50% del empleo total y el 48% del volumen total de ventas para la economía de China. La provincia de Hubei, la zona cero del brote de coronavirus, tiene una participación de aproximadamente el 5% de ambas métricas.


Dado que una gran parte de la actividad empresarial se concentra en la región afectada, se espera que los efectos de esta emergencia de salud pública tengan consecuencias sin precedentes y se generalicen. Esto podría crear un efecto económico secundario en función de la reducción del crecimiento del PIB real nacional en China en dos o tres puntos porcentuales. Este brote exacerba las dificultades que ha tenido recientemente la economía china con su un ciclo financiero que entra en una fase más difícil después de al menos una década de crédito fácil y mala asignación de capital.


Industrias afectadas


Como se observa en la gráfica 2, los cinco principales sectores que representan más del 80% de las empresas dentro de las provincias afectadas incluyen los servicios (personales y comerciales), comercio mayorista, manufactura, venta minorista y servicios financieros.


Entre ellos, los sectores de servicios, venta al por mayor y manufactura representan aproximadamente el 65% de las empresas en la región afectada. Estas verticales de la industria, por la naturaleza de sus productos y de la estructura comercial internacional de China (como veremos en la siguiente sección), tendrán conexiones comerciales en todo el mundo con posibles afectaciones para la economía global.



FUENTE: Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


La región afectada: vinculación entre empresas a nivel internacional


Al ser el centro neurálgico de las empresas que representan varios sectores verticales de la industria, no resulta sorprendente que la región afectada tenga vínculos comerciales en todo el mundo. Nuestros datos sobre vinculación corporativa muestran que, aunque la mayoría de las empresas tienen su sede corporativa en China, aproximadamente 49,000 empresas que operan en la región son sucursales o filiales de empresas con sede en otros lugares. Algunos de los países que tienen una mayor dependencia en la región afectada incluyen a Estados Unidos, Japón, Alemania, Reino Unido y Suiza. En la Gráfica 3 se muestran los 10 principales países y regiones.

FUENTE: Enlace Legal, Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


Además, hay varias empresas en el otro extremo del espectro cuyas sedes corporativas centrales se encuentran en la región afectada con sucursales y filiales ubicadas en otros países. A pesar del hecho de que la mayoría de estas sucursales están ubicadas en China, estas empresas de origen chino tienen una presencia considerable a nivel mundial con la mayor presencia en países y regiones, incluyendo la RAE de Hong Kong, Estados Unidos, España, Alemania y el Reino Unido.


Más de 17,000 sedes corporativas centrales se encuentran en la provincia de la zona cero de Hubei y tal vez hayan tenido interrupciones en los negocios. Las sucursales y filiales ubicadas en los cinco países principales mencionados anteriormente tienen una base total de empleados de al menos un millón de empleados y generan más de $2 billones en ventas. Estas sucursales están vinculadas a la región afectada (como se observa en la Gráfica 4) a través de sus árboles genealógicos y se prevé que disminuyan sus ganancias debido a interrupciones de la operación.

FUENTE: Enlace Legal, Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


Además de estar conectados a la región afectada por sus vínculos corporativos, muchas empresas globales dependen del área para alimentar su cadena de suministro.


Al menos 51,000 empresas de todo el mundo tienen uno o más proveedores directos o proveedores nivel 1, y al menos cinco millones de empresas de todo el mundo tienen uno o más proveedores nivel 2 en la región afectada. Estas empresas siguen siendo importantes impulsores de los ingresos corporativos y el crecimiento en la economía global. Al menos 163 empresas dentro del grupo anterior, y 938 empresas dentro del segundo grupo son empresas Fortune 1000.


Como se observa en la gráfica 5, Dun & Bradstreet descubrió que más del 90% de las empresas con impacto directo en sus cadenas de suministro tienen su sede corporativa en los EE. UU. Otros países con empresas cuyas cadenas de suministro se han visto afectadas incluyen Canadá, el Reino Unido, Rusia y Suecia.

FUENTE: Dun & Bradstreet Supply Chain Analytics (2 de febrero de 2020)


Las empresas de estas ubicaciones y que operan dentro de estas verticales de la industria probablemente ya estén experimentando interrupciones en sus operaciones.


Desde una perspectiva de logística y cadena de suministro, CIAL Dun & Bradstreet puede hacer recomendaciones preliminares sobre proveedores alternativos, por ejemplo, proporcionando a las empresas información práctica para identificar proveedores ubicados en regiones o países no afectados para minimizar las interrupciones.

FUENTE: Dun & Bradstreet Supply Chain Analytics (2 de febrero de 2020)


La tabla 1 proporciona una vista de los pocos productos principales (por valor de comercio) en la base de datos Comtrade** de la ONU y los posibles países proveedores alternativos para estos productos:

FUENTE: UN Comtrade y Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


Potencial impacto económico


La incertidumbre persiste a medida que el brote continúa extendiéndose en China, que ha afectado no sólo a la región de Hubai, sino a la economía del país en general y, en última instancia, a la economía mundial. Los mercados mundiales de acciones reaccionaron a la pandemia, indicado por el índice S&P 500, que cayó más de 50 puntos a fines de enero (su punto más bajo desde octubre de 2019) pero desde entonces se ha recuperado. Los mercados de acciones, divisas y bonos de China estuvieron cerrados por un período de tiempo más prolongado, incluso después del periodo vacacional por el Año Nuevo Lunar, y como consecuencia lógica, se hundieron en su primer día de negociación el 4 de febrero de 2020.


Para evaluar el posible impacto económico del brote de coronavirus, Dun & Bradstreet estudió el efecto de dos brotes similares: el síndrome respiratorio agudo severo (SARS) y los virus Zika (como se observa en las gráficas 7 y 8). En ambos casos, Dun & Bradstreet comparó los mercados globales y locales, los cuales se miden por los respectivos índices del mercado de valores.

FUENTE: Haver Analytics and Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


FUENTE: Haver Analytics and Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


Para el SARS, Dun & Bradstreet comparó el índice Hang Seng (RAE de Hong Kong, la región de origen del brote) con el Dow Jones Global. Históricamente, los índices permanecen correlacionados y disminuyen a un nivel similar durante la línea de tiempo del virus, entre noviembre de 2002 y agosto de 2003.


La comparación del impacto del virus Zika se realizó entre el S&P Latin America 40 (debido a la prevalencia del virus en la región) y el Dow Jones Global. Los impactos diferían considerablemente en los dos índices. Si bien el índice Latinoamericano experimentó una caída durante la duración del virus (abril de 2015 a noviembre de 2016), el índice global disminuyó solo un poco y se recuperó poco después.


Si bien el impacto económico final del coronavirus es impredecible, las expectativas para el desempeño económico chino también siguen siendo desfavorables en función de su desempeño en los últimos trimestres. La economía china creció 6.1% en 2019, después de caer 6.8% en 2018 y 7% en 2017. Las tensiones comerciales con los Estados Unidos pudieran ser una de las principales causas de la desaceleración. Un acuerdo comercial parcial de “Fase 1” entró en vigencia a fines de 2019 y alivió la incertidumbre para ambos países, pero la mayoría de los aranceles aún se mantienen.


Para la evaluación del impacto económico, Dun & Bradstreet dividió la economía general china en:


1. Industrias primarias (por ejemplo, minería, pesca, agricultura)


2. Industrias secundarias (por ejemplo, electricidad, petróleo, metalúrgica, fabricación, construcción)


3. Industrias terciarias (por ejemplo, minorista/mayorista, financiero, inmobiliario, servicios públicos, tecnología de la información)


Con esto en mente, la provincia de Hubei se desempeñó mejor que el resto del país en los tres aspectos. Las industrias primarias de Hubei, la más pequeña de las tres, crecieron un 3.2% (en comparación con el 3.1% de China). Las industrias secundarias crecieron un 8% (en comparación con el 5.7% de China) y las industrias terciarias, el sector más grande de las tres, crecieron un 7.8% (en comparación con el 6.9% de China). La región general de Hubei, con su riqueza de negocios y conexiones comerciales internacionales, creció más rápido que el país en general con un 7.5%, aunque el crecimiento de esta región se desaceleró a fines de 2019.


Con base en la tendencia observada a fines de 2019, las incertidumbres económicas mundiales actuales, se proyectaba que la economía de Hubei y el resto de China experimentarían una desaceleración del crecimiento. Para simular el patrón de crecimiento en Hubei y en toda China, consideramos dos escenarios:


Escenario 1

Contención para el segundo trimestre de 2020: se espera que el brote se contenga dentro de un intervalo de tiempo razonable requerido para inventar una vacuna. Se espera que el contagio nacional e internacional sea bloqueado y se proyecta que la economía china comience su camino hacia mejores condiciones.


Escenario 2

Contención retardada más allá del cuarto trimestre de 2020: debido a diversas circunstancias económicas y políticas, la vacuna contra el virus no ha sido inventada para el segundo trimestre de 2020. Se espera que la enfermedad continúe propagándose durante 2020 y se convierta en una preocupación internacional.


En ambos escenarios, se espera que la demanda de los consumidores se concentre en los servicios y suministros médicos de emergencia y en las entregas de alimentos dentro de la provincia de Hubei y en toda China a medida que se propague el brote. Se espera que las industrias primarias, que son un pequeño porcentaje de la economía en la región afectada, continúen disminuyendo durante el transcurso del brote, y que se limite sólo a la producción reducida de alimentos. Además, se espera que las industrias secundarias disminuyan debido a la reducción de la demanda de la mayoría de los bienes minoristas y mayoristas.


Es de destacar el sector manufacturero, que podría permanecer activo para la producción de suministros médicos, y el sector de la construcción, que podría impulsarse inicialmente con la construcción de instalaciones médicas, clínicas u hospitales. Se espera que las industrias terciarias funcionen dependiendo de unos pocos subsectores. Por ejemplo, la demanda de servicios médicos o servicios de entrega de alimentos continuará.


Para una evaluación más amplia del impacto económico, Dun & Bradstreet brindó otro ejemplo del brote de SARS. La gráfica 9 demuestra que el crecimiento real del PIB en Hong Kong comenzó a caer inmediatamente al inicio del brote y cayó aproximadamente cuatro puntos porcentuales en el pico del brote, hasta recuperarse brusca y vigorosamente con la contención. El crecimiento del PIB en China cayó dos puntos porcentuales en el pico y mostró la misma tendencia de recuperación. Se utilizó una proporción similar de la tasa de crecimiento (caída y recuperación) para los escenarios actuales. Estimamos las tasas de crecimiento sectoriales con base en las tasas de crecimiento del PIB en la era del SARS (que se muestra arriba) y mostró la misma tendencia de recuperación. Se utilizó una proporción similar de la tasa de crecimiento (caída y recuperación) para los escenarios actuales.


Estimamos las tasas de crecimiento sectoriales con base en las tasas de crecimiento del PIB en la era del SARS que se muestran arriba y las proyecciones de ventas de D&B.

FUENTE: Haver Analytics and Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020)


Con base en perturbaciones de la demanda de los tres sectores clave, en la tabla 2 se proyectan sus tasas de crecimiento para los escenarios 1 y 2 para 2020.

FUENTE: (Tasas de crecimiento real): Oficina Nacional de Estadísticas (China) y Dun & Bradstreet. Nota: Las tasas del 1er al 4to trimestre de 2020 son pronósticos. (5 de febrero de 2020)


Finalmente, los escenarios se modelan utilizando las tasas de crecimiento del sector proyectadas (como se observa en la gráfica 10 para Hubei y en la gráfica 11 para China) y las ventas pronosticadas por Dun & Bradstreet.

FUENTE: Oficina Nacional de Estadística de China y Dun & Bradstreet

FUENTE: Oficina Nacional de Estadística de China y Dun & Bradstreet (5 de febrero de 2020


Escenario 1

El escenario 1 pronostica una caída en la tasa de crecimiento para Hubei y China, ya que se espera que la comunidad internacional se acerque a la contención para el verano de 2020. El crecimiento se desacelera un trimestre más y luego comienza un rápido movimiento hacia los niveles previos al virus, siguiendo el patrón observado después del SARS.


Este escenario proyecta una caída máxima de tres puntos porcentuales en el crecimiento del PIB de Hubei y una caída de dos puntos porcentuales en China. También se estima que habrá un pequeño cambio (menos de un punto porcentual) en el crecimiento global en este escenario.


Escenario 2

Es el escenario más drástico donde no hay ninguna vacuna a la vista, por lo que es más difícil controlar la propagación internacional del virus. Se espera el aislamiento de China del resto del mundo en este escenario, y se indica que el crecimiento se desplomará como resultado, como fue el caso de la epidemia de SARS. Además, este escenario considera que no hay indicios de una recuperación durante el 2020.


En este caso, se espera un máximo de cuatro puntos porcentuales y una caída de tres puntos porcentuales en el crecimiento del PIB real para Hubei y China, respectivamente, lo que resulta en una desaceleración del crecimiento global de aproximadamente un punto porcentual.


Sin importar cuál de los escenarios sea más probable, la región de Hubei, China y la economía global están indicadas para observar una reducción en su población

empresarial y un crecimiento mediocre en el empleo y los ingresos en el corto plazo. Cuando se logre la contención y la erradicación, los factores dentro de la geografía afectada están destinados a generar actividad económica con los consumidores, con lo que se satisfará la demanda acumulada una vez que las condiciones mejoradas estén en marcha. La suma de los esfuerzos para revitalizar

la región volverá a encauzar la economía global para alcanzar un crecimiento sostenido.


Conclusión


• Los datos y análisis de Dun & Bradstreet respaldan la hipótesis inicial de que las cadenas de suministro vinculadas a la región afectada abarcan varias verticales clave de la industria, poniendo en riesgo los procesos comerciales en todo el mundo.


• El estudio además muestra que, debido a la importancia comercial de la región afectada, se proyecta que el brote de coronavirus cause una desaceleración en la economía local y tenga el potencial de impactar el crecimiento global.


Recomendaciones sobre cómo proteger su cadena de suministro


El brote de coronavirus continúa expandiéndose a través de China y más allá de sus fronteras. Si bien los impactos finales para las empresas con operaciones comerciales en las regiones afectadas son inciertos, CIAL Dun & Bradstreet recomienda tomar medidas inmediatas para mitigar un mayor riesgo para la cadena de suministro de una empresa:


Mejores prácticas a corto plazo

• Desarrollar un proceso de evaluación basado en el riesgo que ayude a identificar y monitorear continuamente una gama de riesgos que pudieran afectar la productividad de su cadena de suministro.

• Completar una evaluación de proveedores para asegurarse de que los proveedores de sus proveedores no vayan a sufrir un impacto negativo en su negocio.

• Monitorear su cadena de suministro. Asegúrese de estar monitoreando los riesgos asociados con sus proveedores de nivel 1 y nivel 2 para garantizar que su empresa tenga una visión completa de la cadena de suministro.

• Identificar proveedores alternativos en regiones no afectadas del mundo para diversificar la cadena de suministro y limitar las dependencias de cualquier proveedor de la región geográfica. Mejores prácticas a largo plazo

• Desarrollar políticas y planes de contingencia para su cadena de suministro. Identificar proveedores geográficamente diversos como alternativa en caso de emergencia. Una empresa también debe considerar el suministro dual de componentes críticos dentro de su cadena de suministro.

• Evaluar y revisar periódicamente su estrategia para tener en cuenta el crecimiento organizacional y el cambio ambiental.


Referencias

* International Monetary Fund, GDP based on PPP (share of world): https://www.imf.org/external/datamapper/PPPSH@WEO/OEMDC/ADVEC/WEOWORLD

** UN COMTRADE Trade Statistics: https://comtrade.un.org/data

*** DnB - CIAL Dun & Bradstreet, a principal organização gestora de informações e análises comerciais na América Latina

76 visualizações
  • Branca Ícone LinkedIn
  • Instagram
  • Facebook
+55 41. 9 9106-5588
+55 41. 9 9261-2309
+55 41. 3618-1638
Rua Padre Anchieta , 2194.     
Sala nº 705. Edificio Mirabili
Curitiba - PR
Parceria:

Todos os direitos reservados para Trajetória Consultoria

  • Branca Ícone LinkedIn
  • Branca Ícone Instagram
  • Branco Facebook Ícone